Jane Birkin, la minuciosidad del cervatillo deslumbrado

Cuando has trabajado en una de las películas más significativas de la historia, Blow Up, has sido mujer y madre de dragones y no te has dejado comer. tienes un Hermés a tu nombre y te has codeado con Antonioni, Rivette, Lester y Vardà, devienes inmortal. Polvo al polvo, pero sigue riendo, Jane Birkin.

Como dijimos hace unas semanas sobre Helmut Berger, tenía un carácter espumeante, una belleza magnética y un soplo de tristeza que, sin ser una actriz minuciosa -compárese su relación con David Hemmings con la de Vanessa Redgrave por ejemplo-, atrajo a los grandes para componer personajes esquivos como cervatillos expuestos ante los faros de un coche.

Antonioni https://www.theguardian.com/film/filmblog/2015/apr/23/my-favourite-cannes-winner-blow-up
Rivette joven https://www.larazon.es/cultura/cine/muere-el-director-jacques-rivette-padre-de-la-nouvelle-vague-EI11805045/
Rivette mayor https://www.nytimes.com/2016/01/30/movies/jacques-rivette-french-director-dies.html
Varda https://thefilmstage.com/the-harmony-of-agnes-varda-and-jane-birkin/
Lester https://m.imdb.com/title/tt0059362/mediaviewer/rm1779944193
Favicon vanesa redgrave https://www.flickr.com/photos/63911001@N05/5877127550